IMG-20160511-WA0003

Nos enorgullece anunciar que el viernes pasado, día 6 de mayo, los alumnos de 1º de Bachillerato alcanzaron el sacramento de la confirmación en la Catedral, dando un paso al frente en su compromiso con la fe de la Iglesia y haciendo público su deseo de ser testigos de Cristo, en una sociedad tan complicada como la nuestra.

Para culminar este proceso han mantenido dos años de preparación con catequesis donde han sido formados por sus catequistas, también alumnos o antiguos alumnos del colegio, dirigidos todos por los capellanes don Jose Luís García de la Mata, y por don Jose Antonio Jiménez. Tras este ilusionante camino, y en la última semana, los hemos acompañado en éste último tramo de su formación organizando dos importantes eventos.

En primer lugar, una convivencia, en la Iglesia de la Virgen de la O, cuyos salones fueron cedidos amablemente por nuestro capellán don José Antonio, donde pudieron profundizar aún más en su vocación de testigos de Cristo
Y en segundo lugar, con la Eucaristía de la Imposición de la Cruz, emocionantísima ceremonia donde ellos son los protagonistas absolutos, y donde reciben una sencilla cruz, como símbolo de la fidelidad al valiente compromiso que han tomado como seguidores de Jesús.
No podemos dejar de felicitar y agradecer a nuestros queridos catequistas su entregada y silenciosa labor, su generosa participación en la preparación de nuestros alumnos, comportándose, ellos mismos, como auténticos apóstoles que se dedican a «Mantener la llama», frase que tanto nos insistió Santa Juana de Lestonnac. Ellos son el perfecto modelo y ejemplo de los nuevos catequistas que ya están pidiendo paso entre los recién confirmados.

Carlos Corredera, Blanca Ramírez, Marta Miró, Marta Rubio y Alfonso Seco. Muchas gracias y un cariñoso abrazo de parte de todos.

Gracias también a Don Jose Luís García de la Mata y a don Jose Antonio Jiménez por su dedicación a la formación de los catequistas.